Mi SensaCine
    Viral
    Críticas
    1,0
    Muy mala
    Viral

    Unfollowed

    por Beatriz Martínez

    En los últimos tiempos hemos asistido en nuestro país a un inevitable desarrollo de los pequeños proyectos a raíz de la crisis económica en los que la producción se ha desarrollado a partir de crowfunding, diversas vías de autofinanciación o inversiones privadas, como es el caso de la película 'Viral'. Sin embargo, que sean proyectos de bajo presupuesto, no quiere decir que no escondan tras ellos muchas dosis de talento y sobre todo un ímpetu por arriesgar utilizando fórmulas imaginativas para sacar adelante películas hechas con el esfuerzo casi comunitario que las hace casi como obras artesanales llenas de encanto. No siempre están pulidas, no siempre son perfectas, pero dentro de ellas hay un arrojo que cuesta ver en el cine comercial actual.


    Pero… he aquí el problema, no todas las películas que salen adelante de esta manera son precisamente el espejo en el que debería mirarse el cine español, por ejemplo, 'Viral', una película que copia los peores clichés del cine mainstream sin que ofrezca absolutamente nada nuevo, ni una reformulación, ni una mirada diferente ni algo que justifique su existencia más allá de una premisa original a la que ni el guion ni la dirección es capaz de sacarle ningún tipo de partido.

    Así, más que con una película, nos encontramos con un trabajo de fin de curso bastante poco perfilado, de mala factura, con una historia que está llena de clichés mil veces usados y a los que no se les da ninguna forma a la hora de repetirlos, sino que vuelven a utilizarse de la misma manera a como ya los conocemos. No hay una reflexión sobre lo que se está haciendo, sino simplemente una regurgitación de ideas ajenas dispuestas sin ningún tipo de gracia. Quizás, si la película se tomara menos en serio a sí misma, si sus responsables hubieran tenido la perspicacia de convertirla en una sátira sobre la sociedad de consumo actual vista desde el punto de partida de los jóvenes y de su manera de relacionarse con el mundo a través de las redes sociales, que es una de las ideas que vertebran la historia y que al final queda casi como un McGuffin, hubiera sido algo diferente.

    La idea de estar rodada en un único espacio, el edificio de la Fnac, puede resultar incluso simpática si no fuera porque la publicidad de la empresa se encuentra omnipresente durante todo el metraje y finalmente termina resultando agotadora. Pero la manera en la que se podía haber sacado partido al huis clos y a la claustrofobia que parece tener el protagonista, son otros elementos que podrían haber tenido una mayor fuerza dentro de la narración.

    Pero en contra se apuesta por dar protagonismo a toda la parte de terror que seguramente es lo peor dentro del género que hemos visto en mucho tiempo. Y ni se le saca partido al escenario, ni existe tensión atmosférica, ni se crea un clima de horror… ni nada de nada. Y el resultado no deja de ser un subproducto fast food para la chavalería menos exigente.


    A favor: Los actores hacen lo que pueden para salvar el desastre.


    En contra: Que casi nada está bien aquí.

    ¿Quieres leer más críticas?
    • Las últimas críticas de SensaCine
    • Las mejores películas según los usuarios
    • Las mejores películas según los medios

    Comentarios

    Mostrar comentarios
    Back to Top