Nota películas
Mi SensaCine
    Bumblebee
    Nota media
    4,0
    172 notas incluyendo 28 críticas
    distribución de 28 críticas por nota
    8 críticas
    7 críticas
    8 críticas
    3 críticas
    1 crítica
    1 crítica
    ¿Tu opinión sobre Bumblebee ?

    28 críticas de usuarios

    Manolo C
    Manolo C

    Sigue sus publicaciones Lee sus críticas

    5,0
    Publicada el 29 de diciembre de 2018
    La mejor de la saga sin duda, de lo mejor que he visto este año. Es la película que necesitaba la saga para revitalizarse y espero que continúen con este tono
    JonyRedLabel
    JonyRedLabel

    Sigue sus publicaciones 348 usuarios Lee sus 321 críticas

    3,5
    Publicada el 25 de diciembre de 2018
    Es una peli diferente a todas las que hemos visto ya de la saga. Por lo que cuenta la historia esta peli se basa antes de todas las emitidas y explica un poco el como llegaron los demas transformers a la tierra. Entretenida. Pues la peli empieza con la guerra entre decepticons y autobots, los buenos deciden retirarse ya que van perdiendo y esparcirse por el espacio para luego reorganizarse, Bumble es destinado a la tierra donde pasa desapercibido hasta que una chica (Hailee Steinfeld) decide tener un coche nuevo y le escoge a el sin saber que es un autobot. Todo va bien despues de enterarse hasta que 2 decepticons llegan a la tierra con intencion de acabar con el, ahi veremos como la peli pasa a ser mas de accion. Lo mejor parate de Hailee Steinfeld y Jhon Cena es la BSO
    Baci T
    Baci T

    Sigue sus publicaciones 411 usuarios Lee sus 523 críticas

    3,0
    Publicada el 1 de mayo de 2019
    Recuperando el espíritu de la primera de la saga, este Bumblebee deja el entramado excesivamente artificioso y esa acción al estilo de Michael Bay (aunque en la acción sea inevitable) para volver a un toque nostálgico y ambiente de los ochenta que le da un barniz de encanto del que la saga se había alejado. Es bastante entretenida y pone (si se puede decir así) algo de "mesura" en la vorágine disparatada en que la saga va derivando últimamente
    Raúl C
    Raúl C

    Sigue sus publicaciones 153 usuarios Lee sus 289 críticas

    3,0
    Publicada el 10 de enero de 2019
    Bumblebee (2018). “Cuánto más oscura es la noche, más brillan las estrellas." Michael Bay deja sus labores de dirección a un profesional de la animación, dedicándose él solo a la producción, y siendo Steven Spielberg productor ejecutivo de esta precuela de la conocida saga de los muñecos de Hasbro. En esta ocasión se trata de un 'Spin-off’ de “Transformers" que hace por explicarnos los inicios de dicha saga trasladándonos a la dorada década de los 80 donde el 'autobot' de turno toma la forma de un “escarabajo” de Volkswagen... aunque es bautizado como “Abejorro” (Bumblebee). Como si de una nueva versión del "E.T.” del nombrado Spielberg se tratara, nuestro metálico protagonista entabla amistad con la guapa joven de turno, que aparece con los rasgos de una muy experimentada actriz (Hailee Steinfield), quien deja el baile y el cante de su “Dando la Nota” por procurar salvar el mundo... Le acompaña John Cena como el imprescindible militar un tanto hostil y malhumorado. La cinta, aunque más infantil que las otras de las que es precuela, no deja descansar durante las cerca de dos horas de acción que tiene. Quizá lo mejor de su viaje a 1987 sea, sin duda, la música. Los amantes de esa década disfrutarán con temas de grupos tan emblemáticos como Durán Durán o Tears for Fears, por nombrar un par de ellos. Raúl Cabral. https://www.filmaffinity.com/es/film904807.html
    Dario Lapicki
    Dario Lapicki

    Sigue sus publicaciones 329 usuarios Lee sus 419 críticas

    3,5
    Publicada el 28 de abril de 2019
    Una gran precuela de Transformers respetando la historia original. La llegada de Bumblebee a la tierra (1987), la búsqueda de un nuevo hogar para sus amigos del planeta Cybertron, los peligros que atraviesa y principalmente la relación de amistad que establece con la adolescente que lo oculta en su garage al estilo ET. Muy entretenida, con destacada ambientación ochentosa y grandes hits de la época, momentos cómicos, muy buena acción y notables efectos. Cuenta con todos los ingredientes de las películas rodadas hace 30 años pero con la calidad actual. Una fórmula efectiva y muy utilizada en estos tiempos. Vale la pena verla.
    David1708
    David1708

    Sigue sus publicaciones 20 usuarios Lee sus 110 críticas

    3,5
    Publicada el 6 de julio de 2019
    Con diferencia la mejor de la saga, muy recomendable y la banda sonora muy buena . Las actriz lo borda .
    Pipe C.
    Pipe C.

    Sigue sus publicaciones 48 usuarios Lee sus 160 críticas

    4,0
    Publicada el 3 de marzo de 2019
    Una franquicia resucitada que encuentra oro en la regresión. La serie cinematográfica Transformers hace tiempo tenía la soga al cuello; “The Last Knight” fue la que empujó la silla e hizo, aunque solo por un par de semanas, pensar que la extravagancia de metal concebida alguna vez por el más feroz Michael Bay descansaba en paz. La crítica, en líneas generales, execraba cada vez con mayor empeño las entregas; sin embargo, exponencialmente más espectadores se acercaban a los cines a intentar entender los mastodónticos set-pieces y esquivar la pesada e ininteligible mitología que escritores y directores se disponían a presentar en pantalla cada vez con más dificultad y menos éxito. Agotadoramente extensas, autoindulgentes, infladas y megalómanamente pretenciosas; los números, de repente, iban en picada, obviamente ninguna película fue un histórico underperformer, pero frente al billón de dólares que tanto “Dark of the Moon” como “Age of Extinction” consiguieron, la caída era inminente, y es bien claro que, metiéndose con su dinero es la única manera en que un estudio americano reaccione y replantee sus tambaleantes estructuras. Puede que muchos digan que salieron de un hueco para meterse en otro, sin embargo, en vista al producto final, centrarse en lo esencial ha sido el mejor movimiento. De buenas a primeras, salió a la luz el proyecto de una precuela/spin-off enfocada en uno de sus dos personajes más emblemáticos. Conforme la idea iba tomando forma fichando a director, guionista y protagonista, medio mundo perdía la cabeza intentando vislumbrar qué clase de película se estaba gestando dentro de las paredes de Paramount Pictures. Con plena seguridad les puedo decir que ha surgido, fácilmente, la mejor cinta de “Transformers” hasta la fecha. Contemplando a los responsables de tan admirable producción, jamás podría imaginarse el deslumbrante y humano resultado final. Bay, odiado y amado en partes iguales, regresa, pero se limita a ejecutar su labor de productor, lo que denota un buen e importante primer paso. Un acto de redención el de la guionista Christina Hodson, culpable de bochornosos guiones como el de “Unforgettable” de Denise Di Novi o “Shut In” de Farren Blackburn. El director, Travis Knight, es una historia totalmente diferente; nominado hasta en dos ocasiones por La Academia a Mejor Largometraje Animado por las proezas en stop-motion “Kubo and the Two Strings” y “The Boxtrolls.” La cantante Hailee Steinfeld, la protagonista, tiene una carrera como actriz cundida de victorias, con una nominación al Oscar por su prácticamente perfecta actuación como Mattie Ross en “True Grit” de los hermanos Coen y una al Globo de Oro por su singular Nadine en el que hasta el momento es— teniendo pendiente la tan anticipada “Eighth Grade” de Bo Burnham —mi filme coming of age favorito. El nominado al BAFTA Enrique Chediak ha sido el director de fotografía de, nada más y nada menos, que “28 Weeks Later” y “127 Hours.” El multinominado y también ganador al Oscar Dario Marianelli ha sido el compositor de piezas de arte y obras maestras como “Paddington 2,” “Darkest Hour,” “Anna Karenina,” “Pride & Prejudice” y “Atonement.” Así que estos son los heterogéneos ingredientes de una película que sorprende no solo por su metamorfosis tonal en relación con sus antecesoras, sino por el corazón, vigor y sencillez con que la cinta pinta su historia. “Bumblebee” es una nostálgica mini-aventura de insospechado poder narrativo, centrándose en constantes que el cine no se cansa de analizar y, porque no, usar como la amistad, la adolescencia y la transformación con un indudable aroma a los 80, tiempo del que el filme saca el mayor provecho. Situarla en algún lugar entre el más fantástico John Carpenter, “Stripes,” The Smiths y A-ha es la época perfecta para deshacerse de cualquier perifollo dispensable, llevarlo a lo esencial y mantenerse ahí, solo Charlie y un Volkswagen Beetle amarillo de 1967 en una carrera de supervivencia; cero Bayhem. El filme se toma su tiempo para establecer bien los lazos y presentar el arco dramático de nuestra heroína, afligida por el súbito fallecimiento de su padre, por quien vive rodeada de antiguas reliquias y abatimientos juveniles; de este modo, termina por dar con un pequeño y destartalado auto amarillo lleno de abejorros, un auto que se convierte en su confidente, en su mejor amigo. Hemos escuchado esta historia un millar de veces, pero aceptémoslo, no todos pueden resistirse a una candorosa feel-good movie, siempre, independiente del tiempo o situación, este disfrutable sub-genero contara con seguidores en parte por lo fácil que resulta sino identificarse, entenderse con los personajes. Además, debido a las pirotécnicas costumbres a los que el Sr. Bay nos tenía acostumbrados, resultaba excitante imaginar tal tipo de historia protagonizada por Bumblebee, en los 80. El resultado final no pudo ser mejor. Charlie recibe un tratamiento cuidado, desvelando sus heridas e intentado sanarlas con tanta honestidad que los momentos más dramáticos resultan dolorosamente punzantes. Bumblebee también recibe un trasfondo narrativo digno: él y los de su especie están siendo cazados por una pareja de Decepticons, coyuntura que permite finamente destapar las enormes y mejor manejadas secuencias de acción. Dentro de los primeros cuarenta y cinco minutos de metraje se encuentran las secuencias más divertidas y emocionales, compatibles y tiernas de toda la cinta, un extenso periodo en donde Charlie encuentra, conoce y se encariña de la ingenua creatura, en donde intenta comunicarse, instruirlo y enseñarle que el mundo en el que está varado no es un pequeño paraíso. En paralelo, la historia apunta al que será el gran desenlace con limitadas dosis de la complicada y en ocasiones ininteligible terminología y cronología marca de la casa. La segunda mitad del metraje es espectáculo puro y duro, armonizado por John Cena, Jorge Lendeborg Jr. y sus medidos pero valiosos disparos cómicos en medio de los gigantescos combates. En últimas, Knight cumple su cometido enamorando y rompiéndole el corazón a la audiencia, conociendo de antemano que, posiblemente, el coming-of-age no va a volver a tocar a la puerta de la franquicia. Los set-pieces, en contraposición con los de sus antecesoras, al igual que el filme mismo, son mucho más contenidos e íntimos, no tan bombásticos ni ruidosos en parte por un realismo hermosamente renderizado por unos sensibles efectos digitales que, aun sin ser apreciados en pantallas IMAX, le brindan a los combates un carácter humanizante. Hay una rica falta de predictibilidad que amenaza con eliminar a los personajes centrales apenas a mitad de relato mediante imágenes crudas y un poco duras de soportar para los más pequeños, excluyendo el asesinato de un puñado de seres humanos que quedan reducidos a un gracioso plasma. Ciertos errores de raccord, ritmo y edición deben cobrársele al editor Paul Rubell, no obstante, como un todo armónico, el filme es un sencillo y disfrutable pasatiempo que deleitara a todos los públicos, incluso a los discípulos de Bay y su tono exorbitante. Técnica y artísticamente hablando, la película esta excelentemente realizada, la cámara se mueve con gracejo y se encomienda, como nunca se había visto en la saga, a las escenas de desarrollo, capturando el sentimiento y tono y lanzándolos de cara al espectador; es aplaudible que cada escenas por individual obtenga un tratamiento preciso que justifica su lugar en el metraje. Las referencias a los 80 son jugosas e incontables tanto física como espiritualmente, pues cada cuadro intenta desenvolver la vida de la protagonista dentro del icónico vestir de la época, la liberación femenina, la importancia de la música, convulsión política, descubrimientos cientificos y los diferentes fenómenos que de fondo componen la historia. “Bumblebee” de Travis Knight ha dado vida y esperanza a una franquicia que tenía el agua en los hombros por medio de la destellante y siempre acertada actuación de Steinfeld, el corazón de un guion que se cimenta en la amistad y el perdón, y el control emocional y narrativo que Travis siempre imprime en sus obras. Sin esperarlo, la franquicia “Transformers” empieza a resucitar de las cenizas, y aunque la escena post-créditos insinúa un peligroso regreso formalizado por las nuevas medidas de Paramount Pictures, es mejor regocijarnos ahora en la candidez y sencillez de un filme cargado de subyacente inteligencia.
    cine
    Un visitante
    3,0
    Publicada el 27 de diciembre de 2018
    Si tan solo no ser terrible fuera lo mismo que ser bueno; El bumblebee sigue recalentando la nostalgia.
    Adrian D
    Adrian D

    Sigue sus publicaciones 1 usuario Lee sus 27 críticas

    4,0
    Publicada el 13 de abril de 2019
    Entretenida, con una historia emocionante, juvenil y con sentimiento. Dinámica, llena de acción y personaje bien construidos, sin duda un buen reinicio de la franquicia con una historia fresca. Y el diseño de los Transformer ya se puede apreciar, ya no son un montón de efecto que no se entienden.
    Gorf
    Gorf

    Sigue sus publicaciones 1 usuario Lee sus 34 críticas

    1,5
    Publicada el 28 de mayo de 2019
    Otra película feminazi más, chica empoderada, trabajando en cosas de chicos, es mecánica, dando lecciones a mecánicos profesionales incluso. Trata uno de los temas que pone histéricas a las feminazis, que es que los hombres le digan que deben sonreir más como ya había visto en noticias antes de ver esta película, y precisamente el padrastro le da como regalo de cumpleaños un libro sobre los beneficios de sonreir más, como una indirecta de que debe sonreir más. Luego tiene como no al chico arrastrado detrás de esta camionera amargada el cual se llama literalmente Memo. Además la película toca los típicos cliches como chica puteada por los mejor vistos en el colegio y luego esta se venga gracias a su robot, el cual por cierto es retrasado, se supone que es un robot super inteligente y es tonto del bote
    ¿Quieres leer más críticas?
    • Las últimas críticas de SensaCine
    • Las mejores películas según los usuarios
    • Las mejores películas según los medios
    Back to Top