Mi SensaCine
  • Mis amigos
  • Mis cines
  • Puntuación Express
  • Mi colección
  • Mi Cuenta
  • Concursos
  • Desconectar
La Pianista
Críticas
3,5
Buena
La Pianista

Torture-porn a la europea

por Miguel Blanco
Los defensores de Michael Haneke hablan siempre de los complejos y profundos temas filosóficos que pueblan sus películas. Hablan de la civilización occidental, de la sociedad capitalista y la cultura de consumo. Yo siempre he creído que eso es siempre darle muchas vueltas al asunto y que analizando a Haneke desde esa perspectiva, nos queda un director bastante ramplón y poco profundo en sus críticas.

Por eso reivindico el Haneke animal y trash. El Haneke de sentimientos bajos, que piensa con la entrepierna, poniendo a sus personajes siempre en situaciones embarazosas, forzándolos a realizar actos lamentables. En 'La pianista' tenemos a una profesora de piano muy formal, pero en seguida vemos que está frustrada, con una vida decepcionante y sin aspiraciones. Como mucha gente. Pero Haneke lo lleva hasta el extremo, hasta la humillación sexual, como cuando se estimula el clítoris utilizando una navaja, o cuando, ya en la parte final, está a punto de realizarle una felación a su amante, vómita, se lava rápido la boca y le dice que ya está limpia, que pueden continuar.

Y eso, si lo viéramos en una película de serie Z americana, lo interpretaríamos de otra manera. A mi es el Haneke que me gusta, el que no calcula, el que no piensa ni reflexiona. Pura estimulación física.

A favor: Cuando Haneke se comunica utilizando únicamente el físico de sus actores.

En contra: Que puestos a ser salvajes, no se lance a la piscina.
¿Quieres leer más críticas?
  • Las últimas críticas de SensaCine
  • Las mejores películas según los usuarios
  • Las mejores películas según los medios

Comentarios

  • alvaro R.
    Realmente pobre y lamentable la crítica de Miguel Blanco. Estamos ante una película muy fuerte donde nos enfrentamos al poco comprensible y compartible mundo de la psicosis, que sería el registro en el que se mueve el personaje que maravillosamente compone Isabelle Huppert. Esa profesora de piano muy capacitada intelectualmente (en apariencia), conocedora de la técnica y del arte musical es capaz de crear? Puede generar, producir, trascender? Haneke no calcula, Haneke conoce, sabe de lo que nos está contando. Vinculo simbiótico que se nos presenta de entrada, como a él le gusta: sin anestesia. Película descarnada de un ser profundamente inmaduro que no logra discriminarse en su individualidad y se asfixia en el opresor y desvitalizado (tanático) mundo materno. Material digno para un analista lacaniano, "el padre ha muerto..." le dice la madre a su hija en determinado momento.Las actuaciones de los tres actores (Isabelle Huppert, Anie Girardot y Benoît Magimel) que interpretan los papeles principales (profesora de piano, madre de la profesora y un alumno) son espléndidas, con muchísimos matices y algo muy importante a destacar: aquí nada sobra, todo es justo, medido y profundo, como nos tiene felizmente acostumbrados el Maestro Haneke.
Mostrar comentarios
Back to Top