Mi SensaCine
    Mentes peligrosas
    Críticas
    0,5
    Pésima
    Mentes peligrosas

    Historia de un aula

    por Israel Paredes
    El dúo Simpson/Bruckheimer produjeron en 1995 'Mentes peligrosas', quizá la película más alejada, al menos de manera de aparente, de los productos en los que solían trabajar (y, después, Bruckheimer en solitario). La historia de Louanne Johnson (Michelle Pfeiffer), una ex marine metida a profesora de literatura en un instituto problemático (suburbio negro) es, en primer lugar, un vehículo para el lucimiento de su actriz protagonista a través de uno de esos papales que, a priori, pueden dar un sinfín de premios y de prestigio. En segundo lugar, una producción concienciada que permite a los productores, de alguna manera, poner su dinero no en una superproducción sino en una película de aspecto pequeño y con buenas intenciones sociales. Y, en tercer lugar, un producto cinematográfico que aprovechó que durante los noventa el cine norteamericano se acercó a las problemáticas raciales desde diferentes perspectivas. Como vehículo para Pfeiffer, la película tiene sentido: ella sostiene la narración aunque tampoco aportó demasiado a su carrera; como película de productores, tiene menos sentido que sus superproducciones; y, finalmente, la visión de los problemas raciales de 'Mentes peligrosas' es insustancial y frívola y no tiene interés alguno. Por tanto, una película casi anecdótica cuya canción principal, interpretada por Coolio, hizo más por ella que sus responsables.

    A favor: Michelle Pfeiffer.

    En contra: El tratamiento facilón de problemas realmente serios.
    ¿Quieres leer más críticas?
    • Las últimas críticas de SensaCine
    • Las mejores películas según los usuarios
    • Las mejores películas según los medios

    Comentarios

    Mostrar comentarios
    Back to Top