Nota películas
Mi SensaCine
    Entrevista a Mariana Rondón, directora de 'Pelo Malo'
    13 mar. 2014 a las 10:30
    facebook Tweet

    Hablamos con la realizadora de la película ganadora de la Concha de Oro en la pasada edición del Festival de San Sebastián. ¡Estreno este viernes 14 de marzo!

    ¿Qué tal fue la experiencia de ganar la Concha de Oro?

    Fue como sentir que los astros se alineaban a mi favor. Antes de ir allí, tuve la suerte de presentar la película en Toronto, donde funcionó muy bien el boca a boca. Eso ayudó a que los nervios no nos comieran en San Sebastián y así pudimos disfrutar un poco la ciudad, la gastronomía, e incluso el resto de las películas que competían en la Sección Oficial. Fue un honor poder ganar con una película tan pequeñita como es Pelo Malo frente a directores que todos admiramos, como Bertrand Tavernier o Atom Egoyan. Así que vivimos el premio con mucha emoción. Es muy  bonito que un jurado presidido por Todd Haynes valore de forma tan positiva tu trabajo. Me considero más cinéfila que directora de cine, así que imagina mi ilusión cuando escuché: "Y la Concha de Oro ha sido concedida de forma  unánime para…".

    'Pelo Malo' discurre por dos senderos paralelos: el drama doméstico y el duro contexto social... Siempre dando la sensación de que el primero es un reflejo natural del segundo.

    Exacto. Para mí la película es un tratado sobre el respeto al otro. O si se prefiere, sobre el respeto a la diferencia. En Venezuela, así como en el mundo en general, existe una polarización política muy agresiva que acaba derivando en una violencia social, que a su vez acaba colándose en las casas de la gente y que se sumerge en la intimidad de las vidas familiares. Yo quería que eso se viera en mi película porque es lo que sentimos todos los venezolanos de forma cotidiana: familias fracturadas, parejas divorciadas, amistades perdidas… La presión social es muy agresiva cuando un país se encuentra tan polarizado como está Venezuela ahora mismo.

    La película se va a estrenar antes en España que en Venezuela.

    Es cierto. En España se estrena el 14 de marzo, mientras que en Venezuela habrá que esperar hasta mayo, probablemente.

    En 'Pelo Malo' surgen diversas lecturas en función de quién la vea. Esta quien tira por el contenido sexual y luego está quien se queda atrapada por lo social.

    También hay personas que ven en esta historia el tema del racismo y creen que la homosexualidad es una excusa. Me pasó la semana pasada en Estambul (Turquía), donde me preguntaron sobre religión y política en la película. Si es verdad que procuré dejar un espacio abierto al espectador; traté de dejar mucho equilibrio, porque para mí eso es parte del respeto al otro. Quería que el espectador se ubicara con su propia experiencia personal. Pero si es verdad que me sorprendió también que el equilibrio haya sido tan grande como para que el abanico se abriese con una contundencia que me ha impresionado; he podido conseguir ese equilibrio como sistema de justicia.

    Y todo esto viene de una película con un presupuesto humilde.

    Rondó los 300.000-400.000 euros. En algunos momentos yo quería hacer algunas cosas que implicaban algún equipo o algún gasto extra, pero no eran tan importantes y ahora lo sé. Realmente llegamos al convencimiento de que lo que más importaba en esta película, y por lo que había que sacrificar todo, era el tiempo para que yo pudiera trabajar con los personajes.

    La secuencia en la que los dos personajes principales están mirando todas las terrazas del patio de vecinos refleja  lo que puede ser hasta cierto punto la vida en Venezuela, y a la vez transmite cierta magia.

    También soy artista plástica y trabajo con arte electrónico. Y con esa secuencia hice una exposición que se llama Superbloque, donde el público ocupa ese lugar de los niños y puede, con una hoja de papel, ir recorriendo un espacio y cruzar esas ventanas indiscretas. Está planteado desde un lugar completamente distinto pero tiene mucho de esa magia de cómo se acercan los niños, porque el espectador se acerca de la misma manera. Tengo una página web donde se puede ver. Yo podría haber hecho una película solamente de eso pero, como no se podía, terminé haciendo la exposición.

    Era la secuencia 80; lo tengo clarísimo, porque la filmamos todas los días al atardecer durante un mes entero. Cuando llegaban las cuatro de la tarde, todo el mundo empezaba a gritar "secuencia 80" y por el camino fue cambiando de nombre y se terminó llamando La vida de los otros, como la película. Y era muy gracioso porque el equipo entero jugaba como los niños mientras la grabábamos.

    A la vez que la presentación de 'Pelo Malo' en San Sebastián, se emitía la tercera temporada de la serie 'Homeland', y en ella el protagonista estaba escondido en Caracas, en un gran edificio vacío del que sólo estaban construidos sus cimientos.

    Se mostraba la Torre de David, que es como el resumen del fracaso histórico-político-social de Venezuela, porque se supone que la construyó un hombre con mucho dinero que quiso construir el primer edificio inteligente de América Latina. Después hubo un gran fraude y se tuvieron que escapar corriendo y la dejaron a medio construir. Además, las ayudas fiscales que percibió el Estado fueron robadas. En esa Torre ha pasado toda la historia de Latinoamérica y la de muchos lugares de Europa. Y ahora existe una gran ocupación de la Torre por parte de la gente con menos recursos.

    Después de todos estos meses viviendo el éxito de 'Pelo Malo', ¿ahora mismo que más le podrías pedir a la película?

    Ahora toca enfrentarla con el público que no es de festivales, y eso si me da mucha más curiosidad; me encantaría escuchar lo que la gente opina de ella. Ese es el sentido de los festivales: escuchar lo que la gente tiene que decir de tu película. Pero ahora vienen las opiniones del público cotidiano. Además, tengo también mucha curiosidad por las reacciones en Venezuela.

    ¿Crees que la película encajará bien en la delicada situación política que vive Venezuela como ejemplo de ilusión y gente que lucha por sus ideales?

    Ojalá.

    Alejandro G. Calvo

    facebook Tweet
    Te recomendamos
    Comentarios
    Mostrar comentarios
    Back to Top