Estrenos en diciembre 2014

  • Estrenos más esperados
  • Próximos estrenos España
  • Próximos estrenos USA
Mes anterior Mes siguiente dic 2014  

05 diciembre

12 diciembre

17 diciembre

19 diciembre

25 diciembre

Mes anterior Mes siguiente dic 2014  

Nota: Las películas están ordenadas en función de las visitas en SensaCine.

Cartelera
Foto : Exodus: Dioses y reyes
Exodus: Dioses y reyes

Director Ridley Scott

Reparto Christian Bale, Joel Edgerton

Película - Épico

Tráiler  |  Cartelera (255)

Foto : Los pingüinos de Madagascar
Los pingüinos de Madagascar

Director Simon J. Smith, Eric Darnell

Reparto Tom McGrath, Chris Miller

Película - Animación

Tráiler  |  Cartelera (236)

Foto : Mortadelo y Filemón contra Jimmy el cachondo
Mortadelo y Filemón contra Jimmy el cachondo

Director Javier Fesser

Reparto Karra Elejalde, Janfri Topera

Película - Comedia

Tráiler  |  Cartelera (231)

Todas las películas en cartelera
Tráilers destacados
Foto : Big Hero 6 Tráiler
Big Hero 6 Tráiler
Foto : La teoría del todo Tráiler
La teoría del todo Tráiler
Foto : Stand by Me Doraemon Tráiler
Stand by Me Doraemon Tráiler
Foto : Paddington Tráiler
Paddington Tráiler
Foto : Birdman (o la inesperada virtud de la ignorancia) Tráiler
Birdman (o la inesperada virtud de la ignorancia) Tráiler
Foto : The Imitation Game (Descifrando Enigma) Tráiler
The Imitation Game (Descifrando Enigma) Tráiler

 Todos los tráilers destacados

Críticas de Usuarios
El hobbit: La batalla de los cinco ejércitos por Francisco H.

3 (3)

EL HOBBIT: LA BATALLA DE LOS CINCO EJÉRCITOS (PETER JACKSON 2014 La Batalla de los sentimientos encontrados. Llega el final de 2014 y con el mismo asistimos al final de la segunda trilogía en la tierra media. Cerramos por lo tanto un circulo, no sin cierto desconsuelo, pues tenemos la sensación de que vamos a tardar pero muy mucho ( y no sin cierto escepticismo ) en volver a transitar los caminos de fantasía que Tolkien erigió para nosotros. Hoy se me va a hacer difícil tener las cosas claras. El Fanboy se va a enfrentar al crítico. El señor de los anillos fue lo mejor que había ocurrido en el cine fantástico en mucho tiempo. Una nueva saga para una nueva generación y a la par, una nueva saga a añadir para aquellos amantes ya de sagas como Star Wars. Vamos, que allá por 2001 no esperaba emocionarme de nuevo cual crio. Se acabó lo que se daba en 2003 y tuvimos que esperar hasta 2012 para volver a saber de hobbits, elfos, enanos, magos, trasgos, orcos y resto de galería tolkiana. Una espera larga y tediosa pues, son por muchos conocidos los problemas burocráticos que sufrió esta producción para largar velas. SIPNOSIS: Después de enfrentarse con el dragón Smaug Bilbo se ve obligado a tomar una peligrosa decisión para ayudar a su amigo Thorin. Mientras legiones de orcos se dirigen a la Montaña Solitaria a la vez que hombres y elfos se enfrentan a los enanos por sus reclamaciones sobre el tesoro. La Batalla de los cinco ejércitos es la más entretenida de los 3 hobbits, además de ser la más corta. Por esto que acabo de exponer debería ser la mejor de las 3 pero no me lo ha parecido. La película sufre lo que yo llamo el mal de Miguelito Bahía ( Michael Bay), es decir, sobre saturación de acción. Lo bueno, si poco mejor, porque si no aburre. Me ha gustado a partes mientras otras me han resultado insultantes. No voy a entrar a saco con todo lo que han inventado o construido para llevar a la pantalla las últimas 20 paginas del libro. Ahí tiene su merito, pues el autor pocos detalles da de la contienda. Manos libres pues para Peter Jackson y su equipo. Comienza el film con lo que para muchos debería haber sido el desenlace natural de La Desolación de Smaug. Haciendo cábalas muchos sabemos que cuando se trataba solo de 2 películas el final de la primera era la llegada de los Enanos a Erebor, condensando la segunda toda la etapa con Smaug y la Batalla que nos presenta esta tercera parte, o sea, una pasada de desenlace. La verdad es que Smaug luce en todo su esplendor y el hedor a maldad que desprende se come la pantalla. Todos sabemos como acaba nuestro dragón así que pasamos pagina y volvemos con nuestros Enanos. Qué nos queda a partir de ahora? Pues hay que llenar las 2 horas que quedan con una batalla. Por supuesto esta no puede ser tan grande como la presentada en el Retorno del Rey pero es que ni siquiera es equiparable a la de Las Dos Torres. ¿Cómo puede ser esto posible? Muy fácil queridos amigos. Peter Jackson se olvida de los protagonistas naturales de la historia: La compañía de Thorin y nuestro amigo Bilbo. Es increíble pero cierto. Tenemos un grupo de 13 enanos perfectamente caracterizados y diferenciados ¿para qué? Pues para nada. Durante toda la batalla los vemos muy, pero muy brevemente. En cambio nos concentramos en Bardo, este tiene un pase, pues lo conocemos de la anterior parte y se ha ganado cierta simpatía, pero también se concentra en Thranduil, un elfo que a nadie cae bien y que nos importa un pimiento al igual que el presentado cinco minutos antes "Dain", pie de hierro, personaje casi caricaturesco. ¿Donde están nuestros héroes sufriendo, luchando, pasando miedo o apuros? Así de claro Peter, te has olvidado del corazón de toda obra y te has dejado llevar por la parafernaria del espectáculo. Triste es que ,con este plantel de protagonistas, les des la espalda. Si teneis la oportunidad fijaros bien, pues creo que hay más de un enano que no tiene ni una línea de dialogo en todo el film. Además está muy mal montada, tan pronto estamos en la batalla como nos apartamos de ella y entre medias no entendemos bien que es lo que ha o está ocurriendo. Todos recordamos lo bien visualizadas las batallas de las Dos Torres y El retorno del Rey, está última era mucho mayor y se entendía perfectamente, mientras que aquí muchas veces acabamos desorientados. Muchos dirán que esto se arreglará en la edición extendida. Yo no lo tengo tan claro. Vuelvo a recordaros que esta película es la más corta de las seis; solo 144 minutos. ¿Seguro que no era posible tener más añadidos de personajes en medio de la misma? Hablando de escenas cortadas es un poco chocante como han quedado las escenas con Gandalf. De estar en una escena al limite de sus fuerzas pasa a la siguiente con Sombrero y espada incluidos y con unas energías que ya quisiera yo un lunes por la mañana. Gracias a dios todavía Peter Jackson encuentra el espacio necesario para mostrarnos acciones individuales como todo lo que atañe a la historia de Thorin y determinados enanos, que tan pronto entran como salen de la historia. Si en la Desolación de Smaug me quejé de falta de épica en esta no puedo hacer lo propio pero debo decir que queda un tanto diluida y no tan conseguida como debiera. Por último debo decir que la película no cierra los diferentes arcos narrativos como debiera dejando más de una cabo suelto. Yo, como fanboy, seré de esos que digan que agradece tener 3 películas en vez de dos, pues me da la oportunidad de poder disfrutar de más metraje de la tierra media, no por ello dando por sentado que esto sea mejor. Tengo muy claro que los añadidos no eran necesarios. De entre todos el metraje, el de Legolas y Tauriel es el que peor parte lleva. Meros minutos añadidos. Minutos dije? Mucho metraje para ellos, y como digo, para mi los protagonistas son los enanos. Por cierto, Legolas siempre se lleva la peor parte en cuanto a escenas con CGI, de las que hacen pupita a los ojos. Mención a parte para Howard Shore que en La Batalla de los Cinco Ejércitos vuelve a hacer que su música alcance de nuevos altas cotas de épica, no como en La Desolacíón de Smaug, o como en Un viaje inésperado, donde, desarrolló el tema de la compañía de Thorin para luego olvidarse de el. La Batalla de los Cinco Ejércitos queda por lo tanto la segunda en mi podio personal, como primera sigo quedándome con Un viaje inésperado, lenta para muchos, pero donde la presentación de personajes era exquisita, aunque una mera puesta al día de La Comunidad del anillo y como finalista tenemos La Desolación de Smaug, por larga, lenta y falta de épica. Muchas gracias Peter Jackson por todo lo que nos has dado, podrías haberlo hecho mejor pero también es cierto que podrías no haber hecho nada. Siempre quedará esa sombra de duda de como hubiera resultado todo en manos de Guillermo del Toro con solo 2 películas. Seguramente mucho más compensado y dinámico. Guillermo, te queremos para el Silmarillon. Puntuación 7/10

  • Leer más 
Hombres, mujeres & niños por Lourdes L.

3 (3)

Anne Igartiburu presenta en su sección del corazón light de invierno, suave, comedido, dulce, para nada irónico ni ofensivo, dejando fuera toda agria sagacidad, atrevida insolencia o desparpajo osado, la versión encantadora y acomodada de una actual "American beauty" que utiliza las redes y medios de comunicación actual, ya sabes, internet, whatsapp, facebook, twitter..., para reflejar la misma descomposición anímica, pérdida orientativa y desganada motivación que envuelve a hombres, mujeres y niños -bueno, ¡no tan niños!-, padres que pierden el rumbo, hijos que encuentran el suyo equivocado, equivocación de relación paterno-filial, confianza extraviada, seguridad huida, control escénico ante dudas personales, miedos agónicos, refugio en brazos extraños que no eliminan las carencias internas, estragos físicos que no desvanecen ausencia de estima propia, estima de elegir y abandonar, abandonar para hallar y ser encontrado, desavenencias de rectitud moral olvidadas temporalmente, tiempo para recomponer lo descompuesto, desecho y destrozo principio inevitable de nuevo forzoso comienzo..., toda una serie de tópicas situaciones chequeadas mil veces en relatos diversos, de estructura y formato cercano y familiar y una evolución conocida de antemano, sin gran riesgo a error, que no por ello estropean una visión indulgente, serena y fructífera que agrada con simpleza y se saborea con el placer y confort de anticipar los sobresaltos, torearlos con nimiedad y degustarlos con armonía, inteligencia y percepción de reconocer por dónde saldrán y dónde irán a parar, disfrutar con gracia acotada y sin gran peligro de una historia de familias descompuestas, con relaciones mal conformadas, de ausencia emocional y afectiva principalmente que intentan mantenerse unidas mientras hacen su vida y ésta decide, al margen de ellas, por donde transcurrirán sus pasos siguientes. No me gusta valorar una película por trabajos anteriores del director, de nada sirve la genialidad pasada o torpeza fáctica realizada previamente pues, en cada filme de presente actual se tiene la oportunidad de mostrar, de cero, ese talento ya visto o aún no descubierto, acá, Jason Reitman, se relaja y protege con relatos breves, tibios, superfluos y sencillos de unidad familiar y existencia adolescente en el siglo de las telecomunicaciones que mantienen redes interconectadas por doquier en todo momento y de tan necesaria vitalidad, según las encuestas, como el respirar. Actuaciones correctas y modestas, arreglo a la pretensión del filme en su conjunto, una banda sonora más apreciable y sentida y un guión que avanza con tranquilidad, sosiego y pausa, por camino seguro, sin romper la línea recta y evitando giros bruscos que dañen el destino apaciguado de idealizada vivencia sermoneadora en una tierra-hogar a la que cuidar y con la que apañarnos que, en la voz de Emma Thompson, es eco bello de profesora sabia que indica lo injusto condenable y lo justo a recompensar, sed buenos porque las malas acciones se pagan y los malos siempre van a la cárcel y tú, por supuesto, quieres ir al cielo aunque, si lo piensas bien, éste debe ser un muermo pues la gente divertida para pasarlo bien debe estar toda recluida en la fiesta de infierno que se cuece por abajo, ¿no? Basada en una novela de Chad Kultgen, puedes verla como lectura de advertencia sobre los peligros del mundo virtual y las redes sociales con las que convivimos diariamente y donde volcamos todas nuestras inocentes emociones, soñadas esperanzas y deseos de gloria sin protección ni mira preventiva o, puedes, sencillamente, relajarte y acompañar, sin complicaciones cognitivas de postre a la cena servida, a cinco chavales de instituto cuyos padres nada saben de su tierna esencia y espíritu emprendedor, aceptar con moderación gustosa su previsible acontecer e idealizado final casa-de-la-pradera, donde todos encuentran esa mano amiga de ánimo y confianza en un devenir mejor y, cerrar, sin mayores problemas, su recuerdo nada imperecedero pues, los finales destartalados, caóticos y desmontados de locura frenética y estropicio de un nunca buscado happy ending son más propios de Almodovar, Bigas Luna, Julio Medem..., que de la moral norteamericana. "Hombres, mujeres..." y viceversa, e hijos en la reserva sin duda, relaciones multidireccionales que se cruzan, colisionan, entorpecen, retroceden, fusionan, progresan, alimentan y evolucionan y que conforman nuestro mundo de amor, sentimientos y vida.

  • Leer más 
El hobbit: La batalla de los cinco ejércitos por Gerardo M.

3 (3)

El poder del oro Unas sesenta páginas, con ilustraciones y una prosa que se lee tan ágilmente como un cuento de los hermanos Grimm o Hans Christian Andersen. Ése es el segmento que Peter Jackson reserva para el desenlace de su desmesurada adaptación de “El Hobbit”. Desmesura es la palabra perfecta para describir su hazaña. Sesenta páginas convertidas en poco menos de dos horas y media de entretenimiento palomitero. Bastante fiel al original, pero palomitero. Ya su predecesora lo vaticinaba. Jackson abandonaba gradualmente por entonces el aura infantil y la montaña familiar ochentera que suponía la primera entrega –imbatible a día de hoy como fiel reflejo de lo que era una estupenda adaptación esta novela- para entregarse a los excesos, a la seriedad y la épica. Y este último capítulo de su trilogía viene a confirmarlo. “La batalla de los cinco ejércitos” pretende ser el epílogo épico de una trilogía que jamás debió dividirse en tres partes, intenta rubricarla como “El retorno del rey” consiguiera una década antes. Pero esto no es “El señor de los anillos”. Ni siquiera es ya “El Hobbit”. Dejó de serlo hace más de una película. Es un blockbuster para grandes masas, para consumir con palomitas y refresco. Tolkien merece siempre algo mejor que eso. Es la visión de un hombre absorbido por su propia concepción del espectáculo, de un director que tiende a confundir la grandeza con el exceso de metraje y de relleno. Lo que queda es la ambición de un cineasta cegado por el poder del anillo tanto como Gollum o Bilbo, o por el influjo del oro tanto como el propio Thorin, de un obseso de lo digital –quizá demasiado obseso, que el conjunto tiene una pinta demasiado artificial- y de la acción de videojuego. Uno puede imaginarse a Jackson tomando las riendas del universo tolkeniano y jugando con él a su antojo. Ahora meto una cabriola de Legolas por aquí, una escena de Saruman por acá, y dejo al público contento. Y mucho ojo, que esta tendencia a la desmesura estaba ya presente en su primera trilogía, incluso en la posterior “King Kong”, pero en todas había algo que a ésta le falta en cada fotograma, magia. No hay en “La batalla de los cinco ejércitos” nada de magia, ni siquiera el ingenio del neozelandés, que pone el piloto automático consciente de que la historia debe contarse con los recursos de siempre. No nos deja, como ocurriera entonces, con la boca abierta. Al menos, eso sí, su metraje se pasa en un abrir y cerrar de ojos, y al final, por fin, volvemos a casa, de donde nunca debimos haber salido. Porque el hogar debería tener siempre mayor poder que el oro. Aunque no para Peter Jackson. A favor: que se pasa en un abrir y cerrar de ojos, y que al final volvemos a casa En contra: que Jackson vuelve a confundir la grandeza con la desmesura

  • Leer más 
Regístrate

para publicar tu crítica

Foto : Cincuenta sombras de Grey
1. Cincuenta sombras de Grey

Director Sam Taylor-Johnson

Reparto Jamie Dornan, Dakota Johnson

Película - Erótico

Tráiler

2. El club de los incomprendidos
3. Invencible (Unbroken)
4. Vengadores: La era de Ultrón
5. Noche en el museo: El secreto del Faraón
6. The Interview
7. Musarañas
8. Lo mejor de mí
9. Paddington
10. La teoría del todo

 Todos los estrenos más esperados