Mi SensaCine
    La Bella y la Bestia
    Nota media
    4,1
    1025 notas incluyendo 49 críticas
    20% (10 críticas)
    24% (12 críticas)
    47% (23 críticas)
    6% (3 críticas)
    2% (1 crítica)
    0% (0 crítica)
    ¿Tu opinión sobre La Bella y la Bestia ?

    49 críticas de usuarios

    Newt Scamander
    Newt Scamander

    Sigue sus publicaciones 23 usuarios Lee sus 5 críticas

    3,0
    Publicada el 14 de marzo de 2017
    Disney vuelve a demostrar una vez más que convertir sus clásicos animados en versiones en acción real se le da de maravilla. Además, actualiza algunos de sus personajes a la modernidad del tiempo presente -como es el caso de LeFou- y les dota de 'backstories' que profundizan en su personalidad. Sin embargo, al relato le falta la magia de la original y, aunque presume de feminismo, lo cierto es que es el filme más convencional e insulso hasta la fecha con escaso protagonismo de Emma Watson y Dan Stevens.
    Armando R.
    Armando R.

    Sigue sus publicaciones Lee sus críticas

    1,0
    Publicada el 9 de abril de 2017
    Tras un esfuerzo sobrehumano, me armé de valor, dejé atrás mi orgullo y hoy vi "La Bella y la Bestia". Y me enorgullece decir que no es tan mala como yo pensaba. Es incluso peor. Me prometí a mi mismo ver la película sin ningún tipo de prejuicio y ser lo más objetivo posible y así ha sido. Así que relataré mi opinión y valoración de esta producción cinematográfica, por lo que aviso que contiene spoilers. Si alguien no ha visto la película aún está a tiempo de no hacerlo, huir y seguir siendo una persona con una vida plena y feliz. Bien, primeramente he de dejar clara una cosa, sorprendentemente a favor de la "nueva versión". Era un VERDADERO RETO hacer una versión que estuviera siquiera a la altura de la película original. Estamos hablando de, quizá incluso por encima de " El Rey León", la mejor película Disney de todos los tiempos. La mejor película de animación de todos los tiempos. No en vano, fue la primera película de animación en ser nominada a " mejor película", por lo que el listón estaba muy alto para ser superado. Dicho esto, también me gustaría aclarar que existen dos cuentos de "La Bella y la Bestia" en los cuales Disney se inspiró para hacer su propia versión. La versión original de Disney está basada en uno de esos cuentos, concretamente el de Jeanne-Marie Leprince de Beaunmont. La versión Disney de 1991 adopta la trama principal de este cuento pero incorpora numerosos cambios respecto al original que iré destacando. Entonces, existiendo tres versiones... ¿Cuál es la que vemos en esta nueva película? Pues sorpresa, dirección y producción se ha marcado una mezcla de los tres cuentos pero encima añadiendo una serie de acontecimientos y modificaciones a cada cual más absurda. Pongámonos en situación: la historia que nos mostró Disney es simple y por todos conocida. Bella es hija de un inventor, una muchacha sencilla y diferente a todas las demás. Un día su padre, camino de una feria de inventos, se desvía y se pierde en el camino, encuentra un castillo y una bestia hechizada le toma de prisionero. Bella al enterarse, decide cambiarse por él, tomar su lugar y cumplir su condena. Al final se enamora de Bestia cuando descubre su interior y rompe el hechizo. Así a grandes rasgos. La versión de Jeanne-Marie cuenta la historia de un mercader que tiene tres hijas y tres hijos. Bella es diferente a sus hermanas, que son presumidas y vanidosas. El mercader inicia una ruta y pregunta a sus hijas qué desean que les traiga, y mientras que las hermanas de Bella le piden a su padre joyas y lujos, Bella simplemente pide una rosa. El mercader se pierde en el bosque y encuentra cobijo en un castillo, donde tras descansar, decide coger del jardín la rosa que su hija le pidió, siendo sorprendido por el dueño del castillo, la bestia, quien lo encarcela. El mercader suplica poder ver a sus hijas una última vez para despedirse, y la bestia acepta con la condición de que traiga a una de sus hijas para ocupar su lugar. Bella decide ocupar su lugar puesto que todo se originó debido a que ella pidió una rosa a su padre, y ocupa su lugar como prisionera. Bella y Bestia pasan el tiempo en el castillo, donde Bestia le pide constantemente que se case con él (y también que fabriquen bebés), pero Bella se niega. Un día, a través de un espejo mágico, Bella descubre que su padre está enfermo y pide a Bestia ir a verlo. Bestia accede con la condición de que esté de vuelta antes de que pasen ocho días. Bella vuelve a ver a su padre, y allí sus hermanas la entretienen para que tarde más de ocho días en volver, lo que provoca que Bestia muera debido a que Bella no volvió con él. Cuando Bella regresa y ve muerto a Bestia, llora a su lado y le dice que lo ama y que accede a casarse con él, lo que rompe el hechizo que una bruja había impuesto a Bestia, convirtiéndolo de nuevo en príncipe y casándose con Bella en el castillo, junto a su padre, y convierte a las hermanas en estatuas. Bien. La nueva película prácticamente sigue la línea de la versión Disney de 1991, pero adopta momentos y hechos de la versión del cuento original de Beaunmont. Para mi hay tres factores que definitivamente marcan, para mal, esta nueva versión de la película: los personajes, la falta de emoción y las escenas añadidas. Los personajes: Si en algo se caracteriza la versión Disney de “La Bella y la Bestia” es en sus personajes. Dado que en el cuento original solamente encontramos a Bella, su padre y Bestia, fue la versión Disney la que creó la acertada idea de Gastón o los sirvientes del castillo. Siendo una de las películas Disney con el elenco de personajes más amplio e icónico, si en algo tenían que trabajar y focalizarse en la versión nueva era en el buen desarrollo de todos los personajes. La gran baza de hacer de esta versión una buena versión pasaba por plasmar el carisma y la personalidad de todos los personajes que encontramos en la versión de 1991. Pues bien, la inmensa mayoría de los personajes de esta versión resultan TOTALMENTE PLANOS. A los personajes les falta fondo, les falta esa esencia que los caracteriza en la versión Disney original. El mejor ejemplo es, sin duda, Gastón. Gastón no es el típico villano Disney, no es como otro cualquiera que se gana el odio por su maldad como pueden ser Scar o Frollo. Gastón se gana el odio por ser extremadamente pedante, por ser asquerosamente arrogante y presumido, y por sus constantes comentarios egocéntricos. El Gastón de la versión Disney original te provoca un sentimiento insoportable, mientras que en esta versión es un personaje que te deja totalmente igual, irrelevante. La elección del actor me parece totalmente acertada, sin duda la mejor de toda la película, pero en ningún momento se siente esa sensación de arrogancia y de prepotencia por parte de Gastón, lo cual es una verdadera lástima porque Gastón probablemente sea el mejor personaje que podían explotar. Ya que hablamos del personaje de Gastón, hago un breve inciso para comentar el personaje de Lefou. Lefou es un personaje secundario que, al igual que Gastón, es creado en la versión Disney y no aparece en el cuento original. Es un personaje torpe y patético, incluso alegre, cosa que tampoco veo en la versión nueva. Pero vamos al tema principal. Aunque no se afirma explícitamente en la película que sea homosexual, el propio director ya así lo ha confirmado. Y yo me pregunto: ¿QUÉ SENTIDO TIENE? Quiero decir, ¿qué quieren con ello? ¿quieren reivindicar los valores del colectivo LGBT? ¿mostrar igualdad y romper estigmas en una película Disney? ¿de verdad es necesario reivindicar algo de esta manera? Si así lo quieren me parece fantástico, pero ¿qué sentido tiene hacer a Lefou gay? No creo que la forma de reivindicar nada sea haciendo gay a un personaje anecdótico, dándole un momento irrelevante. Si quieren hacer discurso a favor y defender la homosexualidad me parece perfecto, pero aseguro que hay mil formas mejores de hacerlo, y no lo digo porque aparezca en una película Disney. Si aparece como tema principal en una película Disney, creando un personaje desde cero, con la historia me parece lícito, pero simplemente NO TIENE SENTIDO hacer eso con Lefou, no porque esté en contra de plasmarlo en una película Disney, sino porque no tiene sentido darse así. Porque si de verdad quieren reivindicar algo no creo que la manera sea hacerlo con un personaje totalmente irrelevante y con una escena de 20 segundos. Y hay quien aprovechará para hacer apología y postureo defendiendoll y nos recrimine a los que nos “quejamos” de ello, pero, como digo, es simplemente cuestión de carencia de sentido. Es como si Bella hubiera aparecido con una melena rubia y sin meñiques. Dicho esto, pasamos a valorar a los sirvientes; uno de los puntos fuertes de la versión Disney de 1991, que tampoco aparecen en el cuento original. Sí que he echado en falta mayor protagonismo de éstos, porque aunque sean personajes secundarios no cabe duda de que son el nexo de unión entre Bella y Bestia. Lumiére. Sin duda el sirviente mejor recreado. Tanto en aspecto como en personalidad. En la versión de 1991 es Lumiére quien más aconseja a Bestia, quien más hace de intermediario entre Bella y Bestia, y eso pasa desapercibido en la película. De hecho es Lumiére quien le aconseja a Bestia que le dé una habitación a la muchacha, y Bestia accede, pero en la nueva versión sucede lo contrario, Lumiére y Din Don le ofrecen la habitación sin el consentimiento del amo. El diseño de Lumiére es simplemente genial, y en cierto modo en cuanto a personalidad el sirviente que mejor se asemeja a su versión original Disney. Aprovecho ya que hablo de Lumiére para expresar una queja FEROZ sobre el diseño de Fifí. ¿POR QUÉ COJONES FIFÍ ES UN PAVO REAL? Hablemos de Din Don. ¿Qué decir de Din Don? Din Don es EL PERSONAJE SECUNDARIO. Sebastián, Genio, Timón, Mushu… Din Don entra por méritos propios en ese gran conjunto de personajes secundarios cómicos. El Din Don de la versión original es, simplemente, genial. Sus comentarios, sus chistes, su manera de quejarse absolutamente de todo, sus constantes peleas con Lumiére… Din Don es un personaje para sacarle mucho más partido del que han hecho. Esperaba al menos que mencionaran alguna de sus grandes frases, pero nada. No he visto NADA de Din Don en la nueva película. He visto a Julián Contreras Jr. Hecho reloj viejo. Un reloj viejo melancólico y triste. De hecho cuando vuelve a ser humano difiere totalmente de la versión original. Y bueno, en cuanto al diseño era lógico no esperar mucho, y dentro de lo que cabe es aceptable, pero creía que, junto a Gastón, Din Don iba a ser el plato fuerte de esta película y ha sido una decepción. Y si de decepciones hablamos, aparece en mayúsculas el nombre de la Señora Potts. Todos hemos imaginado a una tierna abuela cuando hemos visto a la Señora Potts. Pero a esta nueva Señora Potts la han traído de Aliexpress. No se merecía esa falta de respeto la señora Potts. En cuanto a esa personalidad de la Señora Potts, amable, justa, consejera, dulce… no he visto mucho, pequeños destellos de ello, sin más. Llegamos al plato fuerte. La Bella y la Bestia. Bestia es un personaje que parece que mejora conforme avanza la película, sin embargo lo veo demasiado calzonazos. En la película original se puede apreciar esa transición de Bestia, que pasa de la crueldad a la compasión, y al enamoramiento, viéndosele cada vez más humano. En esta versión no se aprecia tan claramente esa evolución, ya que pasa demasiado forzado de ser frío y oscuro a empezar a hacer chistes y mostrar intelecto. También echo en falta esa contundencia de Bestia en las primeras escenas con Bella, especialmente cuando ésta entra en el ala oeste. En cuanto al diseño de Bestia mejor no comentar, pues no hay mucha diferencia entre Bestia y Joaquín Reyes en Spanish Movie haciendo de “El Laberinto Del Fauno”. Y sin más preámbulos, tenemos a Bella. Bella. Emma Watson. Emma Watson. Bella. Qué ironía más cruel. Veamos. Partamos del hecho de que Bella es mi princesa Disney favorita, y que no soporto a Emma Watson. Entonces me es terriblemente difícil dar una valoración objetiva; pero aún así, si tuviese una actuación espectacular y digna de representar a Bella, no tendría más remedio que rendirme y tragarme mis palabras. Pero no es el caso. Señores, señoras, Emma Watson es un playmobil. Tiene menos expresión que un cactus. Realmente me he sentido incómodo viendo esta nueva versión porque temía por si Emma Watson sufría algún tipo de problema estomacal, pues esa incesante expresión de estreñimiento me ha estado atormentando toda la película. Esa extraña expresión facial de Emma Watson de no saber si le extraña algo o si simplemente se caga. Emma Watson es un puto fotograma. Y tampoco ayuda la construcción del personaje de Bella. Bella se caracteriza por ser una muchacha simple, sencilla, bondadosa, alegre, soñadora… Emma Watson solo ejemplifica a una niña quizá demasiado infantil, demasiado fría e inexpresiva, y con un chocho que se lo pisa. Sumado a que cada vez que se escucha hablar a Bella se te viene a la cabeza Sarita de “los hombres de Paco”. Por cierto, ¿alguien me dice cuándo Bella ha comprado ese collar en el piojito? La falta de emoción: Si algo tienen las películas Disney son momentos entrañables, emocionantes y espectaculares. Disney es capaz de emocionarnos simplemente con animación y dibujos, por lo que, teniendo ahora efectos especiales y actores reales, no digo que emocionase más al espectador esta versión que la versión original (que me parece imposible) pero sí que lo tenían mucho más fácil para poder expresar sentimientos o momentos mágicos de la película. No se puede esperar mucho de la actuación de Emma Watson, así que aquí tenían que haber exprimido más el personaje de Bestia. Hay un par de escenas que personalmente me han dejado bastante decepcionado (más aún quiero decir, aunque tampoco es que esperase mucho), que son la escena donde Bella entra en el cuarto de la rosa en el ala oeste, y cuando Bestia le enseña la biblioteca. La escena en la que Bella entra en el ala oeste es una de las más icónicas de la película. Esa escena marca un antes y un después en la película original, el momento en que Bella ve el cuadro con la cara del príncipe, cuando destapa el cristal con la rosa brillante y Bestia enfurece rompiendo todo, grita y se enfada con Bella, y ésta huye hacia el bosque donde atacan los lobos. En esta versión falta intensidad, falta de verdad crear ese ambiente, esa curiosidad de Bella, el ver enfurecido a Bestia como lo hace en la versión original. Es una escena demasiado corta y demasiado apresurada, sin detenerse demasiado en los detalles ni en recrear ese momento. Por otro lado tenemos la mágica escena de la biblioteca. En la peli original, Bestia prepara una sorpresa para Bella, haciéndola que cierre los ojos y asegurándose que no los abra. Bestia comienza a abrir las cortinas al tiempo que Bella abre los ojos, quedando absolutamente enamorada de la biblioteca, la cual Bestia la regala. Ese maravilloso, realmente MARAVILLOSO momento de la película original es relatado totalmente frío y pasota en la película nueva. Bestia abre la puerta sin entusiasmo alguno, sin importancia y suelta un chiste al tiempo que Bella, sin más, entra detrás suya. Ese pasotismo y esas formas de Bestia rompen absolutamente la magia de ese momento especial de la película original, ligado a la expresión facial de Watson. Es como si no le dieram importancia suficiente a ese momento. Obviaré el comentar la escena del baile porque prefiero seguir teniendo en mi mente el baile de la versión original. Para concluir tenemos que hablar forzosamente del final de la película. Deleznable sería poco. Primeramente hay una falta de sensibilidad TREMENDA en la escena en la que Bella ve a Maurice a través del espejo y Bestia le dice que se vaya. Ella le contesta con un “gracias” y huye sin más. Vuelve esa falta de intensidad y de pasión, esos diálogos sin fondo. Y tras éso, Bestia canta una canción de mierda. En la versión original realmente se ve el lamento de Bestia al saber que el amor tan grande que siente por Bella es tal que la dejará marchar, dejando ir la única oportunidad que tenía de romper el hechizo, y por otro lado Bella acaricia a Bestia y le agradece por entender su decisión. Tras el asalto al castillo (probablemente lo mejor, o más bien de lo poco salvable de la película) llega la pelea final de Gastón y Bestia. Realmente aquí hay sobredosis de intensidad, todo lo que faltaba en el resto de la película, desgraciadamente demasiada. Mientras en la versión original Bestia deja huir a Gastón y éste le apuñala, cayendo ambos al vacío, y en el último momento es Bella quien agarra a Bestia y le salva la vida, en la versión nueva se tiene un final bastante menos emotivo. Una reverenda mierda diría yo. Bestia, como en la versión original, deja huir a Gastón y comienza a dar saltos que firmaría el mismísimo Increíble Hulk, hasta que se encuentra con Bella, quien exclama un sentido, profundo y emotivo “¿Estás muy lejos?”. Verdadera poesía. Entonces Bestia se pega un salto olímpico, se queda corto y no llega, Gastón le pega un tiro, el suelo se rompe y Gastón cae al vacío. FIN. Juzguen ustedes mismos. Hacer un final así yo lo llamo falta de escrúpulos. Ese cúmulo de falta de sensaciones, de emoción, de diálogos más profundos, de asemejarse más a la versión original hace que todo sea mucho más frío y menos especial que la versión anterior. Y vamos con la última gran grosería de la película: las escenas añadidas/modificadas: Respecto a la versión original de Disney se han introducido una serie de escenas las cuales no tienen ningún tipo de repercusión en la película. De lejos la que menos sentido tiene es la de Gastón intentando matar al padre de Bella. Es totalmente absurda esa escena pues no tiene nada de relevancia en el argumento. Gastón en la versión original se pretende librar de Maurice queriéndolo internar en una residencia mental, lo mismo que en la nueva versión. ¿Entonces por qué querer matarlo antes? ¿Para qué meter esa escena donde lo intenta matar si luego la trama sigue igual que la película original? ¿Para meter el fragmento de le hechicera? (Lamentable por cierto). Otra de las mayores tonterías añadidas a la película son los flashbacks al pasado de Bestia o de Bella, o las absurdas modificaciones como la forma en la que Bella reemplaza a su padre como prisionera. "Voy a darle un abrazo" y le empuja fuera de la celda y se encierra ella. ¿Qué clase de broma es ésa? Aunque para broma, las nuevas canciones que han añadido. La de los sirvientes quizá sea la única salvable. Por último una de las cosas que me chirría más es que no hayan sido fieles a ninguna de las versiones, sino hayan mezclado hechos de cada una. Del cuento original han cogido al personaje del padre de Bella y la historia de la rosa del jardín, obviando a las hermanas de Bella. De la historia Disney es prácticamente el resto, la trama, y luego han añadido las escenas de los libros, de Gastón y Maurice, la madre de Bella, la hechicera o el absurdo cambio de bando de Lefou, que pasa de repente a unirse a los sirvientes. Sirvientes que de hecho cuando se vuelven humanos pierden totalmente la esencia que cobran en la versión Disney original. ¡Ah! Se me olvidaba. El bolazo de nieve a Bella en la cara es absolutamente ridículo. Pues habiendo repasado ya por encima todo aquello a mi parecer malo (terrible) de la película, pasemos a enumerar lo bueno: que ya no hay más cosas malas. No, vamos. Tampoco es que haya infinidad de cosas buenas, pero por destacar algo diría la música. Alan Menken. No hay más que decir. "La Sirenita", " Aladdin", "Bella y Bestia", " Pocahontas", "Hércules", " El Jorobado de Notre Dame"... Alan Menken es música. Alan Menken es Disney y Disney es Alan Menken. Porque si algo hace a las grandes películas Disney tan maravillosas es en gran parte, en muy gran parte, su música. Y "La Bella y la Bestia" no iba a ser menos. Es un verdadero honor volver a escuchar la música (que no es lo mismo que las canciones) original de la versión de 1991. Destacaría también el hecho de que no han modificado las canciones originales, que se agradece. Obviando que las canciones nuevas son totalmente deplorables y teniendo el cuenta que las canciones originales no suenan igual pues el doblaje del 91 es infinitamente superior, al menos no han editado y cambiado apenas las letras, por lo que se conserva esa nostalgia que hasta me ha hecho arrancarme a cantar aunque no quiera admitirlo. Y aunque la canción de Gastón me parece muy bien representada, realmente me quito el sombrero con "Be our guest"," ¡Qué festín!". Me parece sin lugar a dudas lo mejor de la película, de lejos (obviando la falta de emoción de Watson, como siempre). Creo que representa a la perfección aquella gran escena de la película original, dentro de sus posibilidades, y es una representación brillante de ese gran momento. Destacaría también la escena de los sirvientes defendiendo cuando asaltan el castillo, escena que sería sublime si no fuera por ese absurdo manejo y cambio del personaje de Lefou, quien como he dicho antes, no tiene sentido que se una a los sirvientes, si es que tando adoraba a Gastón. Por último, un detalle que si me gustó mucho es el hecho de que en el cuento original Maurice es encarcelado por Bestia al arrancar una rosa que Bella le había pedido, y ésto no aparece en la película Disney original, y me parece un acierto haber recogido éso del cuento original y haberlo introducido en esta versión (además que la rosa sea una rosa blanca, justo como en el cuento), aunque como ya he dicho, todo lo bueno que recoge del cuento original y se añade la nueva versión se empaña con esas nuevas escenas añadidas que se sacan de la manga y no aportan nada. En mi opinión ha sido una MALA representación de "La Bella y La Bestia", no diría pésima pero rozando está. Bueno, qué coño. Ha sido una pésima versión. Sí, es cierto, era terriblemente difícil estar a la altura, pero no es lo mismo el NO hacer una buena versión que el hacer una MALA versión. Si se ciñen a la historia original pero no están a la altura es en cierto modo entendible e incluso aceptable, pero eso de introducir tantas modificaciones, tantas vueltas a la historia y no trabajar los personajes ni poner la suficiente intensidad en esos momentos mágicos que tiene la versión original francamente hacen de esta versión un fracaso. Personajes vacíos y momentos fríos, sin emoción. Y prometo que he sido lo más objetivo posible. Podría haber sido muchísimo más quejica y exigente en cientos de aspectos que he "obviado" de la película, pero simplemente si no trabajas los personajes ni los momentos mágicos de la película, es un fracaso. Son los principales pilares de toda película Disney que se precie, y en especial de "La Bella y La Bestia". Espero que ustedes (vamos, nadie. ¿quién coño me lee?) también hayáis disfrutado despellejando esta película. Aunque pensándolo bien, nos va a hacer valorar aún más esa obra maestra de 1991. Por cierto, en la versión original, en el baile final Bella lleva el mítico vestido amarillo, no el mantel que pone mi madre para almorzar los domingos. De nada.
    Lorena Lara
    Lorena Lara

    Sigue sus publicaciones 3 usuarios Lee sus 11 críticas

    5,0
    Publicada el 18 de marzo de 2017
    DE VUELTA A LA INFANCIA Nunca me hubiera imaginado en que esta película me fuera a gustar tanto como lo a hecho, me ha encantado. No sé si será porque la gente que asistíamos en la sala añoramos aquellos años o simplemente porque se ha respetado la versión animada recordada por tod@s. Ha sido acabar la película y la gente arrancarse a aplaudir como hacía tiempo que no veía. Aún sabiendo que su duración supera las 2h. no se hace para nada larga no pesada. Pensaba que caerían en la facilidad de que resultara pastelosa, debido a la historia en si, a las canciones que suelen rodear a este tipo de films, llegando en ocasiones a resultar cargantes, pero no, todo a estado en su justa medida. Tanto la gente que me acompañaba como yo hemos estado con la sensación de sentirse niñ@s otra vez, una sensación genial. Sin duda la recomiendo. La anécdota a estado cuando al salir de la sala una pareja que estaba a mi lado hablaba y el chico le decía a su chica "ni pensaba que me fuese a encantar, me ha gustado mucho más que a ti cariño,m. Que sosilla eres" No he podido remediar el soltar una carcajada. Ya sabéis, que por lo general, los chicos son reacios a ver este tipo de películas y menos expresar este tipo de sentimientos al verlas. QUE MEJOR RECOMENDACIÓN que este apunte. 😍
    serbli
    serbli

    Sigue sus publicaciones 13 usuarios Lee sus 129 críticas

    4,5
    Publicada el 30 de marzo de 2017
    Sin duda alguna la mejor película de Disney con actores reales hasta la fecha. Tanto por buena adaptación como por la calidad de la película en sí. Emma Watson no me acaba de encajar al 100% como Bella pero no lo hace mal. No entiendo la "polémica gay" generada. Queda claro que ha sido marketing para dar que hablar porque más allá de la pluma del personaje no hay nada fuera de tono.
    patpelican
    patpelican

    Sigue sus publicaciones 2 usuarios Lee sus 34 críticas

    3,5
    Publicada el 30 de marzo de 2017
    La Bella y la Bestia, en versión real, es la nueva película que Disney aporta a su filmografía, en la sección de convertir todos sus éxitos clásicos animados en carne y hueso; y después de Alicia en el País de las Maravillas de Tim Burton y su secuela Alicia a través del Espejo; Maléfica (La Bella Durmiente); Cenicienta; Pedro y el Dragón y El Libro de la Selva. Llega detrás de una larga espera y mucha expectación pos sus fans, entre los que me incluyo, de la película original de 1991 y especialmente de su Musical de 1994 llega a los cines, pero con sus pros y contras; ya que no hay nada peor que ir con unas expectativas a ver una película y caerse prácticamente una a una para sentir decepción; pero no por ello es una mala versión, pero desde luego que es otra versión, y para gustos… los colores. También he aguardado hasta escribir la crítica para volverla a ver en versión original, en principio para quitarme el malestar inicial y para comprobar su mejoría vocal musical; y aunque tenemos unos grandes dobladores en España, hay una mejoría en cuanto a escuchar las versiones originales de las canciones. Algunos de los actores de doblaje que cantan, ya han protagonizado papeles de este musical en la escena española como Ignasi Vidal (Bestia) y protagonista de los musicales más importantes de la escena española (Evita, Los Miserables, Jesucristo Superstar, Spamalot, Rent; Grease, La Bella y la Bestia), o Sergi Albert (Gastón) y actualmente Scar en el Rey León de la Gran Vía Madrileña. Pero yo recomendaría verla en versión original. Pero vayamos al principio… Warner Bros. tenía fichado y trabajando en La Bella y la Bestia al gran Guillermo del Toro (director que admiro), y se anunció allí que iba a ser protagonizada por Enma Watson… nada hacía preludiar más que una gran película, hasta que después de unos años Del toro anunció su retirada del proyecto…mal!!! Disney tenía en marcha su proyecto con Director y sin actores, por lo que cogió a Enma Watson y dejó la responsabilidad de este film bajo la “nefasta” dirección de Bill Condon (si Disney hubiera tenido la primera unión de Director-Actriz, creo que no habría salido esta película así). Y por supuesto contrató al gran Alan Menken para llevarla al éxito, como ya hiciese de forma impecable en la película de animación y se superó a sí mismo en el Musical de Broadway; pero tampoco esto ha bastado para demostrar, que no se puedo superar lo insuperable…. Y es que La Bella y la Bestia de 2017, es una “nueva versión” del clásico, y esto conlleva muchas cosas que durante este tiempo hemos ido conociendo, y no aprobando, pero dejábamos fluir pensando que no podía fallar teniendo tantas cosas a su favor para tener un buen resultado… no ha sido así. Durante estos años nos han contado algunas cosas del rodaje, de los actores, de alguna cosa ridícula de la homosexualidad de “Lefou” que no deja de ser una leve incursión cómica que no merece la menor critica de llevarla a la polémica absurda; pero algo hizo ya mella en mí, cuando me dijeron que trastocaban la banda sonora de la película; primero en positivo, cuando anunciaban que incluirían temas del musical; y dije: esto va a ser grande… y después en negativo, cuando avisaban nuevos temas que sustituían o quitaban a los que ya conocíamos… pero no quería seguir pensando mal y me negué a ver lo que me esperaba. Que ha pasado? Pues que nada más empezar se “cargan” literalmente la introducción, que me parece uno de los temas más importantes para situarnos en que vamos a ver un musical; y empiezan a meter escena y música que no aporta nada… repito, que no aporta nada a lo que conocemos; y este hecho es el que se repite durante todo el rodaje: empezamos a ver escenas que incorporan nuevas historias, que nos quitan los temas más conocidos y que amamos, y nos ponen canciones nuevas, que no es que estén mal hechas, es que “no aportan nada” y no superan en ningún momento a lo que conocíamos; todas las canciones llevan una leve variación de estar cantadas a contratiempo, pero eso no es importante; la película avanza y entonces se te cae el mundo encima, la expectación se ha roto y ya no veía igual la película; y no entiendes porque han destrozado una Banda Sonora con Oscar. Después de seguir la narración, entonces ves que tampoco han aprovechado las canciones del Musical, ya que solo hacen incursión instrumental con “Home”… una pena, la verdad; solo salvaría de la quema el tema de La Bestia “Evermore”, que como siempre es el personaje que menos canta, pues está bien que tenga algo más que cantar. En cuanto a interpretaciones, pues está muy limitada la crítica, ya que hay buenos actores detrás, pero lo que más vemos es el resultado del CGI, que nos presentan muy “reales” a estos objetos animados; pero destacaría el trabajo de Kevin Kline y Josh Gad, ya que Enma Watson no lo hace mal, pero está mal dirigida, y en algunas escenas como “Be our guest” parece que no le pusieron ni una proyección delante de ella porque no se inmuta ante el gran espectáculo del salón comedor; y le falta transmitir más sentimientos para parecerse a la Bella que todos recordamos. Aunque no tenga un buen recuerdo final, no dejare de celebrar que se hagan estas películas musicales, y que lleven a más este género, pero que no caigan en el afán de cambiarlo todo para encontrarnos algo nuevo… la realidad de la ficción ya lo es, no se necesita mucho más para hacernos ver lo que queríamos ver: lo animado a real, y nada más. En cuanto a lo que está por venir, pues ya existen fechas de estreno de algunas de las próximas entregas: Mulan o el Rey León. Y otros de los clásicos que están preparando o estudiando: Aladdin; Dumbo (con Tim Burton); Winnie Pooh; La Sirenita; Pinocho; Fantasía; Cruella (101 Dálmatas); Campanilla; Chip & Dale (Las Ardillas) y El Príncipe Encantado. También segundas entregas de Mary Poppins; Maléfica o El Libro de la Selva. Todo esto unido a lo que esperamos de Pixar, Marvel y Star Wars o las secuelas de Cars, Toy Story o Los Increíbles unidas a las de Piratas del Caribe, Vengadores, Guardianes de la Galaxia, etc, etc...; Por todo esto Disney se convierte en la primera fábrica de ilusiones del mundo; y eso solo es de felicitar. Calificación: 🎥🎥🎥🎥🎥🎥🎥 (7 sobre 10)
    Tommyknocker
    Tommyknocker

    Sigue sus publicaciones 4 usuarios Lee sus 36 críticas

    3,0
    Publicada el 14 de marzo de 2017
    Siguien la senda de esta nueva tendencia de Walt Disney, esta versión de 'La bella y le bestia' en acción real, se mantiene tan fiel a su pariente animada que apenas deja hueco al factor sorpresa. Para colmo, algunas de las escenas nuevas te sacan de cuando en cuando de la película. Respecto a lo demás da lo que promete: espectacularidad, música a raudales y grandes dósis de entretenimiento.
    ffntas
    ffntas

    Sigue sus publicaciones 4 usuarios Lee sus 21 críticas

    3,5
    Publicada el 27 de marzo de 2017
    Teniendo en cuenta q el doblaje es muy malo. La peli se deja ver, y la bestia es encantadora. Los personajes son muy chulos. Una moñada muy entrañable.
    jabaga
    jabaga

    Sigue sus publicaciones 8 usuarios Lee sus 77 críticas

    3,0
    Publicada el 3 de abril de 2017
    Adaptación de una de las últimas obras maestras de animación producidas por la factoría Disney, ahora presentada con personajes de carne y hueso. Las mismas canciones (y alguna más de propina), parecido tufillo ideológico (para hacer el mensaje más progresista no basta con incluir un personaje gay) y decorados de exin-castillos. Al contrario de lo que podría parecer, conocer el desarrollo de la historia punto por punto funciona de cara al público, al que parece encantar que le cuenten lo mismo una y otra vez. Si no es así no se explica la complacencia que produce
    Manuel N.
    Manuel N.

    Sigue sus publicaciones 2 usuarios Lee sus 6 críticas

    3,5
    Publicada el 22 de abril de 2017
    Que recuerdos .....de mi infancia. Salvo el final, muy fiel a la película de dibujos animados. Recomendada para pasar un buen rato en unión de toda la familia.
    Antonio S.
    Antonio S.

    Sigue sus publicaciones 1 usuario Lee sus 11 críticas

    4,0
    Publicada el 2 de mayo de 2017
    Sobrevalorada. Demasiado musical para una película la cual puede desarrollarse más profundamente y no tanta canción... No estuvo mal, pero tampoco brillante, además los actores actuaban con unos gestos exagerados de superioridad...
    ¿Quieres leer más críticas?
    • Las últimas críticas de SensaCine
    • Las mejores películas según los usuarios
    • Las mejores películas según los medios
    Back to Top