Mi cuenta
    Boogie Nights
    Críticas
    4,0
    Muy buena
    Boogie Nights

    Familia y porno

    por Rodolfo Sánchez
    Sidney ya había dejado claro que Paul Thomas Anderson no era un cineasta cualquiera, demostrando una enorme personalidad a la hora de construir visualmente una narración original en la que el guion, excelente, apenas se podía considerar fuera de una puesta en escena reflexionada y magnífica. Con Boogie Nights esas primeras impresiones se hicieron aún más realidad. De repente un joven director ubica una película en la Norteamérica de los años setenta para hablarnos sobre la familia y sobre el cine porno y su evolución, para, en realidad, hablar de toda esa época narrando una historia.

    No se trata tan solo de la sucesión de unos años y de unas vidas sino también del desarrollo social de un país y de algunas de sus circunstancias, también de cómo el cine porno cambió y cómo el cine en general también lo hizo. Y de cómo una familia o el concepto de familia es amplio y su búsqueda un motor vital para quien nunca ha tenido una. Y todo esto Thomas Anderson lo va armando en dos horas y media extraordinarias que tan solo serán superadas por él mismo en su siguiente película, la espectacular Magnolia, creando una narración de ritmo dinámico, con sus pausas y su acelerones, con un trabajo actoral excelente y una puesta en escena y una capacidad para la creación de imágenes que denotan que, tras la cámara, se encuentra alguien que realmente sabe lo que está haciendo. Todo lo que ha creado Thomas Anderson después ha dejado claro que aquello tan solo fue el comienzo de lo que estaba por venir.

    A favor: La película es casi impecable, todo está casi perfecto.

    En contra: El "casi" anterior: a Thomas Anderson, a diferencia de en su siguiente película, no logra encajar todas las partes, pero por muy poco...
    ¿Quieres leer más críticas?

    Comentarios

    Mostrar comentarios
    Back to Top