Mi cuenta
    Afterparty
    Críticas
    2,5
    Regular
    Afterparty

    Cine Bershka

    por Paula Arantzazu Ruiz

    El fenómeno del fandom no conoce límites. Fans, haters, vivimos dominados por la polarización que establece el sentimiento fan; emoción que hoy en día sobrepasa los postulados de Henry Jenkins y la cultura participativa hasta llegar a su paroxismo. Sobre esta idea, no tan desarrollada intelectualmente, construye Miguel Larraya este Afterparty que narra el desdichado día después de una fiesta para un actor televisivo que se queda encerrado en una casa con varias admiradoras locas de atar, acosados todos por un asesino psicópata que imita al asesino psicópata de la serie donde trabaja el protagonista y, que a su vez, imita al asesino psicópata de la franquicia Scream.

    Y es que Afterparty destila mucha parodia y autoconsciencia y esos son sus puntos fuertes; si bien, a Larraya se le va mucho la mano exagerando la histeria de ciertas fans. Créanme: los fans de Batman son aún más peligrosos. No son las únicas, sin embargo, que se muestran abiertamente estúpidas: todos los personajes del filme, desde el Capi a las chicas que le acompañan, aparecen como idiotas catódicos, en su peor versión. ¿Crítica afilada o retrato riguroso de nuestra juventud?

    Sea como fuere, Larraya ha compuesto un slasher barato, como mandan los cánones, y sorprendentemente más cercano en ciertos parámetros al espíritu del cine low-cost que otros de los autores citados por los prescriptores de la etiqueta. Afterparty no es cine de autor, pero por fin Telecinco tiene ya su película Bershka. Y no será la última.


    A favor: La premisa.

    En contra: Los personajes son demasiado estúpidos.

    ¿Quieres leer más críticas?
    • Las últimas críticas de SensaCine
    • Las mejores películas según los usuarios
    • Las mejores películas según los medios

    Comentarios

    Mostrar comentarios
    Back to Top