Mi cuenta
    Hercules
    Críticas
    4,5
    Imprescindible
    Hercules

    Héroe por derecho

    por Nestor Hidalgo
    Junto a 'Aladdin' (1992), 'Hércules' fue el largometraje de animación de Disney que más apostó por el humor absurdo y referencial durante su 'Renacimiento' de la década de los 90. No es que títulos básicos como 'La bella y la bestia' (1991), 'El rey león' (1994) o 'El jorobado de Notre Dame' (1996) no tuvieran momentos cómicos —de hecho, la hibridación de géneros, desde la aventura hasta el (melo)drama romántico, pasando por la fantasía y la comedia siempre ha sido un signo distintivo de las películas de animación del estudio, orientadas a ser disfrutadas por un multi-target familiar—, pero la mano de los directores y guionistas de ambas, Ron Clements y John Musker, se nota en aspectos como el juego con referencias (anacrónicas) de la cultura popular.

    En el resto de aspectos, la versión Disney del mito de Hércules, semidios hijo de Zeus que debe ganarse su lugar en el Olimpo superando doce pruebas, logra un acercamiento particular a la mitología griega (aunque el protagonista no se llame Heracles) que demuestra mucha más solidez y cuidado que, por ejemplo, otros casos de mitología pop como 'Furia de titanes' (1981). Mención especial merece James Woods como la voz de Hades, haciendo que el dios del Inframundo sea uno de los villanos más memorables de Disney sólo gracias a su forma de hablar a cien sílabas por segundo (aspecto muy suavizado en el doblaje español).

    A favor: El coro de musas soul que narra la historia o la caracterización de Megara como la parte femenina de una screwball comedy.

    En contra: A veces se echa en falta el desbordamiento visual de otras películas Disney.
    ¿Quieres leer más críticas?

    Comentarios

    Mostrar comentarios
    Back to Top