Mi cuenta
    Josefina Molina, Premio Nacional de Cinematografía 2019
    Por Paula Arantzazu Ruiz — 30 ago. 2019 a las 17:11

    Se ha querido reconocer a esta pionera del cine español “como referente de varias generaciones de cineastas presentes y futuras subsanando una deuda histórica con su carrera".

    Pipo Fernández (Cortesía Academia de Cine)

    La directora Josefina Molina ha vuelto a hacer historia en la ídem del cine español al convertirse en la primera cineasta mujer que recibe el Premio Nacional de la Cinematografía. El jurado del galardón ha decidido otorgarle esta distinción a la directora de cine, guionista y directora teatral y reconocer así a la pionera del cine español “como referente de varias generaciones de cineastas presentes y futuras subsanando una deuda histórica con su carrera".

    En el comunicado emitido por el ICAA, señalan de la directora de Función de noche (1981) que "su mirada libre y sin prejuicio ha sido esencial para comprender la situación de la mujer en los años de la Transición y la consolidación de la democracia". Y prosiguen: "Cineasta y maestra de cineastas, su labor demuestra un empeño personal porque haya una mayor representación de mujeres en la industria cinematográfica”.

    Nacida en Córdoba en 1936, Josefina Molina fue la primera mujer en obtener el título de Dirección en la Escuela Oficial de Cinematografía y su debut en el séptimo arte llegaría en 1973 con Vera, un cuento cruel, protagonizada por Fernando Fernán Gómez, Julieta Serrano y Alfredo Mayo. Su título más emblemático no tardaría en rodarse y con la transgresora Función de noche exploraría el mundo de la pareja a través de la relación de dos actores, Lola Herrera y Daniel Dicenta que, ya en esos años, llevaban separados quince años. 

    En su filmografía también destacan el drama histórico Esquilache (1989), la comedia romántica (algo ácida) Lo más natural (1991), con Charo López y Miguel Bosé, y La Lola se va a los puertos (1993), basada en la obra de Antonio y Manuel Machado, y con los enormes Paco Rabal y Rocío Jurado como protagonistas. En 2012, Molina recibió el Goya de Honor, y fue una de las impulsoras, junto a Isabel Coixet e Icíar Bollaín, de la Asociación de Mujeres Cineastas y de Medios Audiovisuales (CIMA), de la que fue presidenta de honor.

     

     

     

     

     

    facebook Tweet
    Links relacionados
    Te recomendamos
    Comentarios
    Mostrar comentarios
    Back to Top