Mi cuenta
    "Ayudó a que mis manos dejasen de temblar": Margot Robbie se bebió tres chupitos de tequila antes de rodar una comprometida escena de 'El lobo de Wall Street'
    2 ago. 2022 a las 12:05
    Pedro Gallego
    Pedro Gallego
    -Colaborador
    Recomiendo películas y series en el Qué ver de SensaCine. No rechazo lo comercial, tampoco le hago ascos a los dramas íntimos que cuentan mucho con poco. No me importa si la peli es antigua, muy sangrienta. Si está hecho con gusto y tiene algo que contar, me interesa.

    La actriz australiana sintió nervios antes de una gran escena de su primera gran película. Así fue cómo le hizo frente y terminó lanzando su exitosa carrera.

    No siempre es fácil afrontar tu primera gran película, donde sientes que tienes que abordar situaciones complicadas a las que nunca te has enfrentado como buenamente puedas, y sin tener muy claro hasta dónde puedes decir que no. Al final, sólo te queda tirar para adelante como sea. Bien lo puede atestiguar Margot Robbie tras hacer El lobo de Wall Street.

    El lobo de Wall Street
    El lobo de Wall Street
    Fecha de estreno 17 de enero de 2014 | 2h 59min
    Dirigida por Martin Scorsese
    Con Leonardo DiCaprio, Jonah Hill, Margot Robbie, Matthew McConaughey, Kyle Chandler
    Medios
    3,6
    Usuarios
    4,2
    Sensacine
    3,5
    Streaming

    La actriz australiana había dado al fin el salto desde las telenovelas locales hacia una gran producción de Hollywood. Compartiendo protagonismo con Leonardo DiCaprio y siendo dirigida por Martin Scorsese, nada menos. Es más que comprensible sentir un enorme nerviosismo a la hora de ir a trabajar en un proyecto así, especialmente con secuencias algo complejas y comprometidas.

    Para una entrevista con The New York Times, Robbie recordó sus nervios para una escena muy concreta, una de las primeras que rodó. La escena mostraba a su personaje completamente desnuda en un portal, y ella insistió en rodarla tal cuál vino al mundo a pesar de que se le ofreció rodarla llevando una bata. La actriz sintió que su personaje no sentiría vergüenza de estar desnuda ante un montón de gente, y ella quiso mantenerse en esa situación para mantener la autenticidad.

    No por ello dejó de estar nerviosa a la hora de estar en el set y rodar la escena. Robbie recuerda estar temblando tanto que llegó a pensar que no iba a poder hacerlo, hasta que un miembro del equipo vio su tensión y le ofreció una singular solución:

    Me tomé tres chupitos de tequila y luego me quité la ropa e hice la escena, y estuve bien. Me ayudó a que no me temblaran las manos y me dio un poco de confianza.

    Robbie pudo filmar la comprometida escena sin dificultad, y hasta bromeó al respecto en la entrevista: "Lección para actuar: tómate tres chupitos y todo ira bien". Si fuera todo tan sencillo como eso.

    Puedes ver El lobo de Wall Street a través de Netflix.

    Si quieres estar al día y recibir los estrenos en tu mail apúntate a nuestra Newsletter
    facebook Tweet
    Links relacionados
    Te recomendamos
    Comentarios
    Mostrar comentarios
    Back to Top