Nota películas
Mi SensaCine
    Sidney Lumet, el padre del 'thriller' contemporáneo en 10 películas
    Por Alejandro G. Calvo — 10 mar. 2021 a las 23:16
    facebook Tweet

    Rendimos homenaje al célebre realizador con un dossier especial donde comentamos sus diez mejores películas. In memoriam.

    Cinephil

    Más de medio siglo haciendo cine y con casi 40 películas dirigidas, Sydney Lumet (Philadelphia, 1924-Nueya Yok 2011) es el gran maestro del 'thriller' de Hollywood donde en sus filmes policiacos aborda también temas sociales con gran maestría.  Películas en las  que dibuja meticulosa y opresivamente, y analiza las turbias relaciones de la policía con los bajos fondos.  Repasamos sus 10 títulos más relevantes.

    1. 12 hombres sin piedad (1957)

     

    La carrera cinematográfica de Sidney Lumet arrancó con un título insuperable: 12 Hombres sin piedad (Twelve Angry Men), una auténtica filigrana fílmica que, sin que la cámara salga en ningún momento de la habitación donde se desarrolla la acción, retrata el proceso de deliberación de un jurado donde un hombre (implacable Henry Fonda) intenta convencer a los otros once de que el acusado es inocente. No hay palabras para describir el plano-secuencia inicial.

    2. 'Larga jornada hacia la noche (Long Day's Journey Into Night)' 1962 

    Adaptación homónima de la obra de Eugene O'Neill, Larga jornada hacia la noche (Long Day's Journey Into Night) retrata el horror que habita en el seno de una familia disfuncional. Protagonizada por una cósmica Katharine Hepburn -premio en Cannes a la Mejor Interpretación-, la película ejemplifica el perfecto dominio que tenía Sidney Lumet para plasmar secuencias de alta tensión dramática sin caer jamás en el exceso.

    3. La ofensa (1972)

    He aquí toda una rara avis (la década de los 70 estuvo trufada de variaciones bizarras de los géneros cinematográficos puros): La ofensa (The Offence), una película que arranca como un gélido thriller con psychokiller que acaba convirtiéndose en un estudio psicológico de un torturado personaje (al que da vida con toda su fiereza Sean Connery) dominado por sus demonios internos. A mirar con lupa.

    4. 'Serpico' (1972)

    En los 70 si de verdad querías molar (y eras chico) debías ir vestido como Al Pacino en Serpico. Greñas, barba, chaqueta y gorro de lana, pantalones de campana. Al Pacino, viviendo su particular etapa dorada, fue el responsable de dar vida al "insider" más famoso de la historia del cine, Lumet se dedicó a poner las escenas adecuadas a tan violenta historia.

    El robo de un banco acaba convirtiéndose en un circo mediático (primera carga lumetiana contra el amarillismo de los medios de comunicación). Al Pacino (secundado por el icónico John Cazale) roba un banco de Brooklyn para así pagar la operación de cambio de sexo de su novio: comedia, drama y acción en uno de los títulos más populares de Lumet. Tarde de perros (Dog Day Afternoon) se alzaría con el Oscar al Mejor Guión Original.

    6. Network, un mundo implacable (Network) (1976)

     El conocido presentador de un programa de televisión anuncia que se sucidiará en directo al cabo de dos semanas. Lo que sería el sueño de programas como Sálvame Deluxe o La noria, Lumet lo escenificó hace más de 30 años: la llegada de la telebasura como el espectáculo más grande jamás imaginado. Eso es Network, un mundo implacable (Network), que debería haberse llamado 'Network, un mundo inmoral'. El protagonista, Peter Finch, fue el primer actor en ganar un Oscar interpretativo a título póstumo.

    7. 'El Príncipe de la ciudad' (1982)

    En un principo El príncipe de la ciudad (Prince of the City) debía ser una relectura/reedición de lo conseguido en Serpico... sin embargo esta historia de un policía corrupto que hes obligado a denunciar a sus compañeros para salvarse a sí mismo es, no sólo mucho mejor que el título protagonizado por Al Pacino, sino uno de los mejores films policíacos de los años ochenta (y una de las cumbres del cine de Lumet).

    8. 'Veredicto final' (1982)

    El cine judicial entra en el terreno crepuscular de la mano de Paul Newman y Sidney Lumet en Veredicto final (The Verdict), un thriller bañado en humo de tabaco negro y en whisky barato donde un abogado alcohólico decide plantear su última batalla contra un hospital (protegido por la iglesia) que ha dejado en coma irreversible a una joven embarazada. En sus diez últimos minutos se condensa el ABC de este subgénero de togas, jurados y falsos culpables.

    9. Distrito 34: Corrupción total (1990)

    En los setenta fue Serpico, luego en los ochenta El príncipe de la ciudad (Prince of the City) y en los noventa llegaría Distrito 34: Corrupción total (Q & A) (aún sacaría otra película sobre bad cops esa década: La noche cae sobre Manhattan (Night Falls on Manhattan)): un nuevo relato hiperviolento con un Nick Nolte pasado de vueltas donde la ética policial se pone en jaque a base de puñetazos y tiroteos. Un clarísimo precedente de la TV serie The Shield (The Shield).

    10. 'Antes que el Diablo sepa que has muerto'

    Si dijimos que con su primera película Sidney Lumet había protagonizado uno de los mejores debuts de la historia del cine... ¡ojo con la última! Y es que Antes que el Diablo sepa que has muerto (Before the Devil Knows You Are Dead) es un ejercicio de clasicismo empírico en toda regla: ambientes opresivos, personajes débiles en situaciones límite, atracos, tiroteos, muertes... ¡si hay hasta una femme fatale (impresionante Marisa Tomei)! Una despedida del cine por todo lo grande.

    facebook Tweet
    Te recomendamos
    Comentarios
    Mostrar comentarios
    Back to Top