Mi cuenta
    La incoherencia de 'Harry Potter' que siempre ha enervado a los fans
    30 sept. 2022 a las 13:17
    Alicia P. Ferreirós
    Amante de las series y gran aficionada al terror, la ciencia ficción, la crónica negra y el ‘true crime’.

    Una inconsistencia entre películas que nos ha acompañado desde que el estreno de 'El cáliz de fuego' en el año 2005.

    Mantener la coherencia en un mundo lleno de magia y que va más allá de las leyes de la física a veces es complicado y la saga cinematográfica Harry Potter ha tenido que gestionar el asunto como ha podido en más de una ocasión. Sin embargo, salir del paso no significa que determinada inconsistencia se convierta en un agujero de guion fácilmente perceptible por fans que probablemente han visto las películas en un sinfín de ocasiones y que, como consecuencia, les chirríe cada vez que lo detectan.

    La franquicia basada en la saga de novelas homónima de J.K. Rowling se encontró varias veces con un bache después de que la segunda entrega, Harry Potter y la Cámara Secreta introdujese cierta regla sobre el uso de la famosa pócima multijugos.

    Harry Potter y la Cámara Secreta
    Harry Potter y la Cámara Secreta
    Fecha de estreno 29 de noviembre de 2002 | 2h 30min
    Dirigida por Chris Columbus
    Con Daniel Radcliffe, Rupert Grint, Emma Watson
    Usuarios
    4,3
    Ver en HBO Max

    Ya han pasado 20 años del estreno de la película en el año 2002, pero todo fan de Harry Potter recordará que en ella Harry (Daniel Radcliffe) y Ron (Rupert Grint) consumen esta poción, un brebaje que les permite asumir temporalmente la apariencia de otro ser humano pero que requiere de un elemento del cuerpo de la persona que se desea copiar. En la cinta, Hermione comete un error al preparar su dosis de poción y se transforma en parcialmente en gato mientras que sus amigos la usan para parecerse a Crabbe y Goyle en todos los sentidos y poder averiguar así si Malfoy es el heredero de Slytherin.

    Hasta ahí todo bien. Sin embargo, el problema es que la película establece que la poción no reproduce las voces de las personas suplantadas, lo que obliga a Harry y Ron a intentar reproducir las voces de Crabbe y Goyle para que su tapadera convenza a Malfoy.

    Harry Potter y el Cáliz de Fuego
    Harry Potter y el Cáliz de Fuego
    Fecha de estreno 25 de noviembre de 2005 | 2h 35min
    Dirigida por Mike Newell
    Con Daniel Radcliffe, Emma Watson, Rupert Grint
    Medios
    4,2
    Usuarios
    4,3
    Sensacine
    3,0
    Ver en HBO Max

    Sin embargo, en Harry Potter y el Cáliz de Fuego, la cuarta película de la saga, Barty Crouch Jr. (David Tennant) usurpa la identidad del Alastor Ojoloco Moody bebiendo la pócima multijugos regularmente, pero su voz es sencillamente la de Alastor sin que tenga que preocuparse por imitarle correctamente y sin que nadie se diera cuenta, ni siquiera los que conocían perfectamente a Moody. Y aquí es donde radica la incoherencia, un problema que, sin embargo, no tuvo Rowling en las novelas, puesto que en ellas se explica que la poción cambia físicamente el cuerpo del consumidor y por ende sus cuerdas vocales y la voz, sin que se requiera que el usurpador requiera de ninguna imitación para ser convincente.

    Una posible explicación al error, y la que posiblemente encaja mejor con la razón que llevó al equipo de la película de obviar este detalle a pesar de haberlo introducido en la segunda cinta, es que Brendan Gleeson ya formaba parte del elenco de la cinta y que permitir que David Tennant le hubiese prestado su voz durante toda la película hubiera arriesgado el giro inesperado.

    Sin embargo, hay otras opciones, como que los guionistas simplemente quisieron tener el gag de Harry y Ron tratando de imitar a Crabbe y Goyle para contar con una escena divertida sin pensar en las consecuencias; que sencillamente fue una "técnica" para recordar a los espectadores -especialmente a los más jóvenes- que se está produciendo un engaño; o que Barty bebió tanta cantidad de pócima que su transformación fue mayor que la de los alumnos en la segunda película.

    Sea cual fuera la razón, esta incongruencia entre la segunda y cuarta película de Harry Potter sigue siendo una espina clavada para los fans y se hace especialmente notable en los maratones de toda la saga.

    Si quieres estar al día y recibir los estrenos en tu mail apúntate a nuestra Newsletter

    facebook Tweet
    Links relacionados
    Te recomendamos
    Comentarios
    Mostrar comentarios
    Back to Top